Según las estimaciones de Jackman y Savouri, el precio de un bitcoin es de solo 20 dólares.

El bitcoin ha alcanzado su punto más bajo en más de dos meses. No obstante, dos economistas, Richard Jackman de la London School of Economics y Savvas Savouri de la empresa Toscafund Asset Management, estiman que la criptomoneda sigue cotizando a precio mucho mayor del debido.
La ahora famosa moneda digital, que llamó la atención del público cuando superó el precio de 19.000 dólares a mediados de diciembre, cayó por debajo de 8.700 dólares durante la sesión comercial del 1 de febrero, lo que constituye un descenso de más del 50%.
"A menudo leemos que el bitcoin no tiene ningún valor y por lo tanto, en un mercado racional, no tendría ningún precio, pero eso no es correcto", escriben los expertos en su artículo para el diario Financial Times.
"El bitcoin fue desarrollado como una forma de dinero, y el dinero tiene valor a pesar de que la mayoría de las monedas, como el bitcoin, no tiene otro valor que el electrónico".
Ese valor, según Jackman y Savouri, se basa en su demanda como medio de intercambio para transacciones.
"Y sobre esta base es bastante fácil calcular, aproximadamente, cuál es su valor fundamental", señalan.
"El suministro de bitcoin aumenta lentamente hacia su famoso límite fijo y se sitúa ahora en torno a 15 millones. El uso del bitcoin como medio de pago se sitúa actualmente en torno a 100 millones de dólares al mes, es decir, 1.200 millones de dólares al año. Si esta criptomoneda fuera dinero ordinario, cada bitcoin se utilizaría alrededor de cuatro veces al año para realizar transacciones. Por lo tanto, tenemos 60 millones de pagos en bitcoin para las transacciones por un valor de 1.200 millones en bitcoin, lo que significa que cada bitcoin vale 20 dólares", explican.
Sin embargo, siempre hay un 'pero' en este tipo de análisis. Y el 'pero' en este caso es que el bitcoin podría tener su valor actual, pero debería multiplicar por 1000 su uso como forma de pago.
"Por supuesto que eso es posible; el bitcoin actualmente sirve para una pequeña parte de transacciones", observan los economistas. "Pero un aumento tan enorme requiere fe no solo en la rentabilidad superior de la tecnología, sino también en la ausencia de competencia efectiva".


Comentarios

Entradas populares